¿Sabes que son los SRI? ¡Pues atención que salvan vidas!

Ayer, al salir de trabajar, salía también del centro de salud una niña chiquitita con su madre. Habían venido a prisa y corriendo porque llevaba media hora tosiendo y estaba bastante agobiada. La madre había telefoneado a la abuela, que les había llevado rápido al centro de salud para que la viese. ¿Cómo la trajo y cómo se la llevó? La madre en el asiento de detrás con la niña en brazos, sin el correspondiente SRI(sistema de retención infantil). ¿Te parece adecuado? Pues a mí me parece fatal. Nunca sabemos cuándo podemos tener un accidente de tráfico.

¡Situémonos con cifras en el tema de la siniestralidad vial infantil!

Una vez leí a mi compañero José Mª Lloreda en su blog, que me encanta, “Mi reino por un caballo”. En uno de sus posts reflexionaba sobre la locura de la vacuna de Bexsero. ¿Necesaria? Por supuesto, como cualquier medida de prevención ante una enfermedad grave, pero es una enfermedad poco frecuente. Mirando datos, en 2013 se declararon 348 casos en toda España. Los pediatras recomendamos la vacunación claro está. Pero ¿no se ha generado demasiada angustia entre los padres por conseguir una dosis de la vacuna para sus hijos?

Compáralo con el informe de la DGT (Dirección General de Tráfico) sobre la cifra de accidentes de tráfico con víctimas de 0 a 14 años en el mismo año 2013: 5.502 heridos leves, 410 heridos graves y 46 fallecidos. La diferencia de números es bien clara. Entonces, ¿por qué la vacuna frente al meningococo B genera tantas y tantas preguntas en la consulta y ningún padre pregunta por los SRI?

¿Sabes que son los SRI?

SRI es el acrónimo de sistema de retención infantil, las conocidas como sillitas del coche. Son todos aquellos sistemas que dan una mejor protección al niño cuando circula en un vehículo. Según estadísticas de la DGT y diferentes estudios, su uso reduce un 75% las muertes y un 90% las lesiones. Un montón.

Los SRI se pueden anclar al coche por el típico cinturón de seguridad que utilizamos los adultos o por el sistema Isofix. El Isofix es un estándar ISO 13216 de sistema de sujeción para las sillas de seguridad para niños. Este es, sin duda, más seguro. Seguro que has visto esas sillas que tienen dos dispositivos que se agarran a una especie de ganchos que quedan entre el respaldo y el asiento. El sistema Isofix de las sillas de los niños pequeños tiene un tercer punto de anclaje: O una pata de apoyo inferior al suelo del vehículo o el sistema llamado “top tether”, que se engancha por detrás al respaldo o al maletero. No hay color con la sujección sólo con el cinturón.

¿Hasta cuándo deben usar los niños SRI?

Según la normativa, hasta que midan 135 cm, los niños deberán ir OBLIGATORIAMENTE con su SRI homologado y adecuado a su peso y talla. Entre 135 y 150 cm sería recomendable usar una silla con respaldo, pero no es obligatorio a día de hoy.

Desde el 1 de Octubre de 2015 la normativa de tráfico con respecto a estos temas ha cambiado (Modificación del artículo 117 del Reglamento General de Circulación mediante el Real Decreto 667/2015 de 17 de julio, recogido en el BOE de 18 de julio de 2015). Además de usar el SRI adecuado, los niños deben ir obligatoriamente en los asientos traseros. Sólo hay 3 excepciones que permitirían que un niño fuese en el asiento del copiloto:

  1. Que el vehículo no disponga de asientos traseros. Tipo esos coches chiquititos chiquititos, que no tienen parte trasera.
  2. Que todos los asientos traseros estén ya ocupados por otros menores de igual características.
  3. Que no quepan todos los SRI (porque la parte trasera ya esté a tope).

¿Y qué pasa si mi hijo no lleva el correspondiente SRI?

Pues puede que nada, pero te la estás jugando. Nunca sabes cuándo puedes tener un accidente con tu vehículo. No te confíes, los trayectos cortos son los peores. Ni se te ocurra salir del hospital con tu hijo recién nacido sin el sistema adecuado.

El no llevar al niño con su SRI adecuado supone una falta grave o muy grave. La sanción económica es de hasta 200 euros y la retirada de 3 puntos del carnet. Según la ley de tráfico incluso te podrían inmovilizar el vehículo. Así que ojito.

¿Qué quiere decir que el SRI sea homologado?

Pues que cumple la normativa. Actualmente hay dos vigentes:

  1. La normativa ECE R44/04 que regula los distintos grupos de los SRI desde hace años. Si tu silla lleva este distintivo, por ahora, vale sin problemas.
  2. La normativa iSize. Ésta entró en vigor en 2013, es la más nueva de las dos. Convivirá con la normativa anterior hasta 2018, aproximadamente. Para que una silla sea homologada por este sistema debe cumplir una nueva prueba de choque lateral, que la hará más segura. También amplía el tiempo que los niños deben ir a contramarcha (hasta los 15 meses) y ofrece una mayor probabilidad
    de anclaje correcto. Si vuestra silla tiene esta segunda etiqueta, mejor que mejor.

¿Cuáles son los distintos grupos de SRI?

  1. Grupo 0/0+: La diferencia entre un grupo u otro es el peso máximo del niño que va dentro. El peso máximo para un grupo 0 son 10 kg y con un grupo 0+ tu niño podrá ir en él hasta los 13 kg. Se deben usar siempre en sentido contrario a la marcha, para mayor protección de cabeza, cuello y columna. Hay capazos de la silleta homologados para el coche, pero siempre serán más seguras las sillas grupo 0/0+. El niño va sujeto a la silla mediante un arnés de 5 puntos de sujección. Más seguro, si va anclado al asiento con sistema Isofix.
  2. Grupo 1: Son las sillas que deben usar los niños de 9 a 18 kg. Primero pones la silla en el coche y luego al niño. Se pueden anclar con cinturón o con Isofix, pero (recuerda) más seguro esta segunda opción. El niño también se sujeta por un arnés de 5 puntos, bien ajustado al cuerpo. El niño no debe ser capaz de sacar ningún brazo ni deben haber piezas sueltas. No es obligatorio en España actualmente, aunque lo recomendable sería que fuese a contramarcha.
  3. Grupo 2/3: Puedes encontrarlo como elevador con respaldo o sólo elevador. Mil veces más segura la primera opción, por el tema de los impactos laterales. Se usan desde los 15 hasta los 36 kg o que alcancen 135 cm. La silla se puede anclar también por cinturón o Isofix. El niño ya siempre se sujetará con cinturón. En España hay muy poquitos modelos, pero alguno puedes encontrar a contramarcha.

Entonces recordemos, ¿qué opciones tenemos entre 135 y 150 cm?

Te recuerdo. Lo recomendado es que sigan llevando un sistema que les eleve y no directamente el cinturón, pero nadie te obliga. Piensa en la seguridad de tu hijo.

Si la banda del hombro toca el cuello o pasa por debajo del mentón usa al menos un elevador. El cinturón debe pasar siempre por la clavícula, sobre el hombro y bien pegada al pecho; la horizontal deberá estar lo más baja posible sobre la cadera.

¿Por qué se habla tanto ahora de los SRI a contramarcha?

Piensa en la física que estudiaste en el colegio, con la acelaración 1 kg de peso a 50 kms/h, en caso de frenazo brusco se convierte en 32. Además, súmale que los niños, cuanto más pequeños, tienen proporcionalmente una cabeza mayor, con un cuello cortito. Puedes sacar fácilmente cuentas según el peso de tu hijo cuánto supondría un frenazo con el coche, su cabeza saldría disparada contra la luna delantera, con los daños que ello ocasiona. Si la silla está a contramarcha, la fuerza del impacto se absorbe por la silla protegiendo más las zonas más vulnerables del niño.

¿Hasta cuándo? Pues el mayor tiempo posible. No hay obligatoriedad ahora mismo en España de usar ninguna silla a contramarcha que no sea un grupo 0/0+. Lo muy muy recomendable es hasta los 4 años (que es lo que suelen durar las sillas de grupo 1). ¿Tienes una silla que lo permite hasta más mayor? Genial. En otros países es obligatorio en cualquier dispositivo desde hace años.

Curiosidades de vehículos especiales

En vehículos de más de 9 plazas (autobuses o minibuses) el conductor o la persona encargada del grupo deberá informar a los pasajeros de la obligatoriedad de llevar abrochado el cinturon de seguridad o el sistema homologado.

Los menores de 135 cm cuando vayan en taxi irán en los asientos traseros, sin necesidad usar SRI homologado sin van por ciudad. Fuera de la ciudad será responsabilidad de los tutores. ¿No parece un sinsentido? Las mismas posibilidades hay de tener un accidente si conduces tú que si lo hace un taxista. Si vas a necesitar un taxi fuera de la ciudad, avisa con tiempo para tengan preparado un sistema de retención para tu hijo.

Lo útimo que te quiero recordar. Lo más importante. Nunca olvides que se aprende con el ejemplo. ¡No salgas ni del garaje sin el cinturón de seguridad!

Hasta la próxima,

Dra. Matilde Zornoza Moreno (Pediatra2punto0).

PD: No te olvides de compartirlo con aquellos a los que creas que les puede interesar. Quizás estés salvando la vida de un niño.

Posts relacionados

4 opiniones en “¿Sabes que son los SRI? ¡Pues atención que salvan vidas!”

  1. Hola, Matilde.

    Gracias por el post; es muy interesante.

    Mencionas que el sistema isofix es mucho más seguro que anclar la silla con el cinturón. A priori a mí también me parece que eso debe de ser así, pero los resultados de los análisis que yo he consultado no lo dejan tan claro. O yo no los he sabido interpretar. ¿Podrías indicarme dónde encontrar esa información?
    Muchas gracias de antemano.
    Un saludo.

    1. Ana, muchas gracias a ti por tu comentario.
      Del informe del 2016 sobre los sistemas de retención infantil no se puede desprender si el isofix es más seguro o no que la sujeción con el cinturón (http://www.race.es/race.es/wp-content/uploads/2016/05/Informe-Sillas-Infantiles-2016.pdf), lo que analizan es modelo a modelo. Puede haber modelos con sistema isofix que en los tests fallen (por el modelo en sí) y otros con anclaje con cinturón que obtengan mejores puntuaciones. Según los estudios realizados, el sistema isofix reduce en torno al 20% las lesiones graves comparándolo con el cinturón de seguridad. Te pongo un estudio que compara el desplazamiento lateral (https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3217517/), ya que el otro no tiene acceso libre.
      Un saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *